En el sitio En la Web 
Búscanos en Facebook

 Adelgazar
 Adulto Mayor
 Automóviles
 Belleza y Cosmética
 Cocina
 Coctéles y Bebidas
 Computación
 Cuidado del Cuerpo
 Decoración
 Dejar las Adicciones
 Deportes
 Depresión
 Discapacidad
 Educación
 El Yoga
 Esoterismo
 Espiritualidad
 Familia e Hijos
 Frases Célebres
 Hogar
 Inteligencia Emocional
 Jardinería
 Liposucción
 Mascotas
 Medio Ambiente
 Moda
 Negocios
 Recreación
 Salud
 Salud Alternativa
 Salud Femenina
 Salud Masculina
 Sexualidad
 Sociedad
 Zodíaco
Add to Google
 
Clasificaciones: Sociedad > Mitos y Leyendas

  [4] Mitos y Leyendas 1 
Cortarse en luna llena le da más volumen al pelo. #1726

Esta creencia tiene origen en las mitologías de los pueblos agrícolas, que creían que lo que era bueno para las plantas servía al pelo. Así, cortarse el pelo en luna llena aumentaría el volumen; en la menguante, tendría el efecto opuesto; en luna nueva sería estupendo para renovarse el look y, en la creciente, ideal para que crezca mucho más.
El hecho es que hasta ahora la ciencia no encontró ninguna evidencia en esta propuesta de los cortes basados en calendarios lunares. Hay, sí, pruebas de que el pelo reacciona a la melatonina, hormona asociada a la luminosidad del medio ambiente, por eso el índice de crecimiento es ligeramente menor durante el invierno

3.52 (99)

Gracias a: Anónimo - Chile - rec.:17/10/2002 - pub.:17/10/2002 - Enviado:17/3/2003

Comentarios sobre este consejo



La leyenda de el dorado #1725

No hace mucho tiempo se descubrió en una laguna de Siecha, en tierras de Nueva Granada, un pequeño grupo escultórico, que despertó la curiosidad de estudiosos y profanos; a su indudable interés arqueológico se unía la circunstancia de estar hecho en purísimo oro. Representaba, de modo bastante tosco, una balsa de oro, sobre la cual se agrupaban hasta diez pequeñas figuras humanas, también de oro.
Pues esta minúscula y ruda muestra de un arte primitivo nos pone en relación con una costumbre que, practicada desde épocas remotísimas (acaso prehistóricas), llegó a alcanzar visos de leyenda: la leyenda de Eldorado.
En la aldea de Guatavitá, enclavada en lo que más tarde fue Nueva Granada, se practicaba desde tiempos muy remotos un extraño rito: En un día determinado, uno de los jefes del poblado desnudaba su cuerpo y lo untaba cuidadosamente con una sustancia pegajosa. Seguidamente se cubría de pies a cabeza con una fina capa de purísimo oro molido, que, adherido a su piel, le daba un aspecto extraordinario. Éste era el «hombre dorado». Aproximábanse a él sus compañeros, y, entre ceremonias, le conducían a las orillas de un lago próximo y le colocaban sobre una balsa. Impulsaban vigorosamente la almadía hasta llegar al centro del gran lago. En aquel momento, el «hombre dorado» saltaba al agua y dejaba que se desprendiera de su cuerpo aquella refulgente y magnífica vestidura. Sobre las aguas del lago aparecía una hermosa mancha dorada, que lentamente se hundía hasta desaparecer. Y los hombres regresaban, después de concluir su mágico ofrecimiento, que debía atraer los beneficios divinos sobre la aldea.
Es de suponer que a estas misteriosas prácticas acompañaría un minucioso ritual que desconocemos, debido a que cuando los españoles tuvieron por vez primera conocimiento de tal ceremonia (1527), hacía ya unos treinta años que los sanguinarios indios Muysca, de Bogotá, habían exterminado por completo a los pacíficos habitantes de Guatavitá. A pesar de la extensión mítica que alcanzó la tradición de Eldorado - señuelo de la audacísima codicia de los españoles, - hoy se defiende documentadamente la categoría histórica de esta narración, si bien se admite que, con posterioridad, sufrió deformaciones Y variantes que justifican, por ejemplo, la un poco absurda contracción de la palabra Eldorado, en lugar de «El hombre dorado». Arrojado de su lugar de origen, el mito erró de un punto a otro, alterándose y confundiéndose con otros semejantes. Poco a poco, ya no era un «hombre dorado», sino una tribu de oro. Y, finalmente fue un país de ensueño: Eldorado

3.93 (45)

Gracias a: José Ponce - Colombia - rec.:17/10/2002 - pub.:17/10/2002 - Enviado:8/7/2003

Comentarios sobre este consejo



dejar pasar #3615

siéntate en el umbral de tu puerta y veras pasar el cadaver de tu enemigo

3.91 (45)

Gracias a: Carolina - Posadas - Argentina - rec.:16/9/2003 - pub.:27/10/2003 - Enviado:16/2/2004

Comentarios sobre este consejo



No te quieres levantar en las mañanas #6810

Si tienes algún espejo que este dentro de tu cuarto es mejor que lo retires ya que los espejos absorben tu energía mientras duermes y por eso no tienes ganas de levantarte

4.38 (16)

Gracias a: James Bryan - Lima - Perú - rec.:23/6/2005 - pub.:30/6/2005 - Enviado:14/1/2014

Comentarios sobre este consejo



  [4] Mitos y Leyendas 1 


© 2002-2017 EMERgency 24 Inc.
Lanzamiento 8 Marzo 2002
13